Posted by : István Ojeda Bello sábado, 17 de abril de 2010

Crónica del ridículo anunciado podría titularse la entrevista de Salim Lamrani a Yoani Sánchez. Para alguien como ella, con un extenso palmarés de premios, debía ser fácil responder con argumentos serios cualquier interrogante relacionada con Cuba. Era su oportunidad de oro de dirigirse a la izquierda y transmitir su particularísima visión de la realidad cubana para convencernos de la validez de sus juicios.



Era su oportunidad de oro de dirigirse a la izquierda y transmitir su particularísima visión de la realidad cubana para convencernos de la validez de sus juicios.


La pobre… le tocó tener en frente no a un corresponsal de fila o un entrevistador de ocasión. Se trataba de un verdadero experto de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos quien imparte cursos en la muy exigente Universidad Paris-Sorbonne -Paris IV y en la Paris-Est Marne-la-Vallée.


Al menos reconozcámosle el haber aceptado el reto. Pero sabiendo que tendría ante sí a alguien con una visión opuesta a la suya debió preparase mejor a fin de evitar esos nada felices laconismos, los cuales conducen a suponer que Sánchez sobreestimó sus posibilidades.


Ni siquiera voy a referirme a su pretensiosa afirmación de que “muchos escritores latinoamericanos merecían el premio Nobel de literatura más que Gabriel García Márquez”, a fin de cuentas es su opinión, quiero pensar que como lectora.


Ahora bien en asuntos de mucho más peso la Yoani no salió muy bien parada que digamos.


En primer lugar nunca queda claro por qué jamás mostró las supuestas evidencias gráficas de la golpiza que afirma fue objeto a fines del año pasado ¿o será que jamás existieron esas fotos?


Tampoco arroja luces creíbles en relación con los motivos de su regreso a Cuba desde Suiza. Quizás la traicionó el subconsciente cuando dijo “Pensé que con lo que había aprendido en Suiza podría cambiar las cosas regresando a Cuba”. [el subrayado es nuestro].


¿Acaso pasó algún curso o posgrado de cibermercenarismo o fue seleccionada por alguno de los Tanques Pensantes de Estados Unidos o Europa para abriera un nuevo frente de ataque contra la Revolución Cubana?


Es la única conclusión posible pues lo cierto que a su retorno de Europa, en vez de buscarse un empleo común como habría hecho alguien interesado en ayudar su familia, se dedicó por completo a una página personal de opiniones políticas, algo que generalmente no rinde grandes dividendos económicos. Sin embargo en su caso ha sido todo lo contrario.


Así, es difícil tragarse el cuento de su revelación para decidirse a abrir un blog. ¿Será que ella sabía de antemano que la apertura de su blog le reportaría más ingresos que cualquier trabajo común dentro de Cuba?.


Todavía me estoy preguntando que orisha del panteón yoruba o santo del culto católico invocó Yoani para lograr que el presidente estadounidense Barack Obama hiciera un espacio en su apretadísima agenda y la concediera una entrevista.


Si porque atenidos sus respuestas solo eventos sobrenaturales explican que un mandatario de una nación notoria como Estados Unidos le respondiera sus preguntas ¿O se trató de otro capítulo de una estrategia mayor para inyectarle notoriedad a alguien que por sus propios méritos estaría vegetando en una oscura biblioteca?


El resto es más de lo mismo. El mismo discurso prefabricado de sus mentores del exterior, el cual, en su caso, resulta mucho más triste pues se trata de alguien que viviendo en Cuba, tiene delante las consecuencias innegables del bloqueo, por solo citar un ejemplo.


A fin de cuentas Yoani me demostró una total incultura y desinformación en temas claves como la emigración, la verdad sobre los cinco luchadores antiterroristas cubanos presos en Estados Unidos desde 1998.


Al final vuele a pecar de egocentrismo pues sin argumento alguno afirma que la prioridad del pueblo cubano es la liberación de los mercenarios vestidos de disidentes.


Vivo en el mismo país que ella y me parece aquí estamos más preocupados por otros asuntos mucho más concretos que por la suerte de un puñado de asalariados que solo piensan en hacernos más difícil la vida.

Soy...

Mi foto

Periodista cubano, apasionado por su país y el béisbol. Analista de temas nacionales e internacionales en el periódico 26 de Las Tunas. Escribo mis opiniones en mi blog Cubaizquierda.

En 280 caracteres...

Lo más leído

Sígueme por Email

BlogoVentana

Con la tecnología de Blogger.

- Copyright © Cubaizquierda -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -