Posted by : István Ojeda Bello sábado, 16 de abril de 2011

No solo por eso el Informe Central al VI Congreso del Partido es desde ya memorable, sino porque en el mismo Raúl prácticamente no dejó sin tratar los temas que más preocupan a la mayoría de los cubanos.

Sus palabras confirmaron en primer lugar que la discusión de los Lineamientos se convirtió en una especie de referéndum sobre el futuro del país, siendo escuchada cada opinión. El hecho de que las dos terceras partes del Proyecto original fueran modificadas, incluso a partir del criterio de un individuo, da la idea de que no era demagogia cuando se afirmó que cada parecer sería tenido en cuenta.   
O sea que la máxima dirección de la Revolución tomó nota de la importancia que tenía  el proceso de discusión para afianzar su credibilidad ante el pueblo.
Igualmente el que nuestro presidente recalcara que “no hay espacio para las terapias de choque” reafirmó a su vez que tampoco están solos los sectores y familias de menos ingresos o aquellos que realmente no tengan la capacidad de ganarse el sustento por sí mismos.
También el que reiterara que el trabajo por cuenta propia requiere de “apoyo”, “protección” y “respaldo”, fue un claro mensaje de que esta modalidad de empleo llegó para quedarse dentro del esquema económico doméstico.
Aun cuando algunos analistas se detengan en el morbo de escudriñar en sus frases relativas al establecimiento de un máximo de 10 años para la permanencia en los cargos partidistas o gubernamentales, o a qué malogrados dirigentes jóvenes se refirió en su discurso nuestro General-presidente. Pero lo realmente importante, creo, es que él  fue explícito en su mensaje, este Congreso del Partido cambiará, para bien, muchas cosas dentro del Socialismo cubano.

One Response so far.

  1. Anónimo says:

    No tengo la menor duda de que el General esta lleno de deseos y buenas intenciones. El problema esta en la prole que le rodea, o sea, los que tienen que echar andar la maquina de los cambios. Menos reformistas hay de todo: fundamentalistas, dogmaticos, bolcheviques y burocratas tiesos que no se mueven. Y tambien estan los que a toda costa quieren mantener prevendas y privilegios, que mas tarde o mas temprano el General terminara echandolos, como sucedio con el inefable Perez Roque y una docenas de altos cargos.
    Sin lugar a dudas, una de las medidas mas relevantes del congreso es la limitacion a 5 años prorrogable por otros 5 a los futuros cuadros del gobierno. Se acabo el abuso de los cargos vitalicios de esa burocracia vieja y oxidada que no movia un dedo para mejorar la vida de los cubanos: choferes, guardaespaldas, un sequito de secretarias, gasolina sin limites y dieta. El General esta enfadado y con razon. Va a poner coto al abuso y a poner la casa en orden. Con 80 años, no queda mucho tiempo para dejarlo todo "atado y bien atado".
    Hay esperanzas, aunque no a corto plazo de que las esperadas reformas mejoren el nivel de vida de los cubanos. Pero lo importante es que la vieja locomotora ha echado a andar y no tendra frenos ni retroceso, como ya sucedio con los mercados campesinos, aprobados en 1980 y cerrados en 1985. O con las reformas de 1994, y luego "a recoger la pita" porque salieron de la crisis del periodo especial. Que no se nos olviden ambos retrocesos. Por eso hay mucha duda y desconfianza entre los cuentapropistas. La diferencia es que el timon de la vieja locomotora ahora esta en manos del General. Que no es lo mismo !

    Jose M Rodriguez

Soy...

Mi foto

Periodista cubano, apasionado por su país y el béisbol. Analista de temas nacionales e internacionales en el periódico 26 de Las Tunas. Escribo mis opiniones en mi blog Cubaizquierda.

En 140 caracteres...

Lo más leído

Sígueme por Email

BlogoVentana

Con la tecnología de Blogger.

- Copyright © Cubaizquierda -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -