Posted by : István Ojeda Bello domingo, 29 de marzo de 2015



Al parecer tendremos que esperar hasta el segmento conclusivo de la postemporada de la Serie Nacional de Béisbol para ver conferencias de prensa tras cada partido, algo muy común en otros lugares con certámenes deportivos parecidos.  Al notar su ausencia en el inicio de  estos play off  2015  un colega se preguntó “  ¿Se las llevó un perro en la boca?” Así las cosas mientras estas no se efectúen no nos quedará otra que concluir que los organizadores del campeonato prefieren la perniciosa comodidad de no intentarlo.


Criticadas, perfectibles y controversiales, llegaron las mencionadas comparecencias de los protagonistas, mas,  ojalá, su existencia no haya sido efímera. Cierto que desde varias tribunas se les objetó la presentación, la calidad de las preguntas, los exabruptos de los inquiridos, pero siempre desde el bando defensor como lo que son: otro paso en la senda de continuar cultivando la cultura del debate. 

Soñar hacer una regla la obligatoriedad de comparecer ante los medios, especialmente cuando el resultado es adverso, no es ponderar el morboso placer de ver al otro en una situación difícil. Es, simplemente, tornar en constumbre asumir la responsabilidad pública que significa liderar un grupo de personas. También ayudaría a que todos creciéramos juntos: los entrevistados ejercitando el complejo arte de hablarle a muchos; los entrevistadores, aprendiendo a hurgar con elegancia en los detalles de cada desafío, las estrategias, en fin…. De paso sentaría un precedente importante para otras esferas de la vida del país, tal vez urgidas de dar la cara frente a su pueblo tras algún fracaso.

Sin embargo por el momento,  y sin explicación alguna como informan quienes dan cobertura desde el lugar de los hechos, desaparecieron las conferencias de prensa. Si no las vemos de vuelta podríamos asumir que ante el señalamiento y el ejercicio de la opinión es lícito responder eliminando de un plumazo aquello sobre lo cual se comenta.

Si se suprimieran definitivamente esos contactos colectivos y planificados entre los medios de comunicación de un lado, y los directos de los equipos y los atletas, del otro, así: frente a frente, nos estarían diciendo claramente que es más cómodo rendirse ante las críticas. Empero, al final perdemos todos. 

Los unos porque continuarían acomodados eludiendo el escrutinio público de una pregunta inteligente, los otros porque habrían perdido la oportunidad de superarse mediante el ejercicio práctico de cómo hacer la interrogante adecuada, lejos del sensacionalismo y las obviedades.

Soy...

Mi foto

Periodista cubano, apasionado por su país y el béisbol. Analista de temas nacionales e internacionales en el periódico 26 de Las Tunas. Escribo mis opiniones en mi blog Cubaizquierda.

En 140 caracteres...

Lo más leído

Sígueme por Email

BlogoVentana

Con la tecnología de Blogger.

- Copyright © Cubaizquierda -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -